¿Qué consecuencias puede suponer para la salud el estrés oxidativo?

Generalmente, cuando un estrés oxidativo es intenso, sostenido y no controlado, éste tendrá como consecuencia la generación daño oxidativo sobre componentes de la célula, pudiendo ser dicho daño la causa primaria (etiogénesis) y/o secundaria (agravamiento) de diversas enfermedades. Destaca el rol del estrés oxidativo en el desarrollo de enfermedades crónicas no transmisibles como las: cardiovasculares (ej. arterosclerosis, isquemia coronaria), tumorales (diversos tipos de cáncer), inflamatorias (ej. Gastritis, colitis ulcerosa), neuro-degenerativas (ej. Alzheimer, Parkinson) y aquellas de etiología mixta como es la diabetes mellitus (para mayor información).

Los comentarios están cerrados.